Trabajadores marchan contra corrupción, desigualdad e informalidad

Cerca de 20,000 personas marcharon por las calles de la capital de Panamá para celebrar la fiesta del Primero de Mayo y clamar contra tres de los “males” que afectan al país centroamericano: la corrupción, la desigualdad y la informalidad laboral.

“Además de las reivindicaciones tradicionales, que siguen sin cumplirse en muchos países de la región, también nos estamos manifestando en contra de la corrupción y de los escándalos que se han dado en el país como los papeles de Panamá y los sobornos de Odebrecht”, dijo a Acan-Efe Richard Morales, del Frente Amplio por la Democracia (FAD), un antiguo partido político formado principalmente por sindicatos.

Los panameños, añadió Morales, “siempre han tenido conciencia de que hay corrupción, pero nunca antes habían sentido tan cercanos sus efectos como ahora, unos efectos que van desde el aumento del desempleo hasta la especulación y el mayor costo de la vida”.

Los manifestantes, ataviados con pancartas y banderas y al grito de “El pueblo unido jamás será vencido” y “Cárcel para los corruptos”, salieron del céntrico Parque Porras y llegaron a la Plaza del Cinco de Mayo, un punto neurálgico de la ciudad donde se encuentra la Asamblea Nacional.

“La informalidad es uno de los grandes problemas del país. El Gobierno habla del 39 % de informalidad, pero nosotros estimamos que es del 47 %, dos cifras que en cualquier son caso muy altas para un país tan pequeño como Panamá, donde la población laboralmente activa no supera el 1.5 millón de personas”, dijo a Acan-Efe el secretario general de la Confederación Nacional de Unidad Sindical Independiente (Conusi), Genaro López.

“Panamá tiene cerca de 587,000 trabajadores de la economía informal, de los cuales casi el 70 % son mujeres. Demandamos mejores condiciones porque este trabajo no tiene horarios, no tiene salario fijo y no tiene ningún tipo de prestaciones sociales”, apuntó por su parte la secretaria general de la Central General Autónoma de Trabajadores de Panamá (CGTP), Melva Reyes.

El subdirector de Empleo del Ministerio de Trabajo y Desarrollo Laboral (Mitradel), Félix Contreras, dijo este lunes que la tasa de desempleo en Panamá es del 5.5 % y que la informalidad ronda el 40 %.

A pesar de que el crecimiento económico de Panamá registra una clara tendencia a la desaceleración, el país sigue siendo uno de los grandes motores regionales.

En 2016 su producto interior bruto (PIB) creció un 4.9 %, mientras que en 2015 se expandió a un ritmo de 5.8 % y en 2014 a una tasa de 6.2 %.

El Gobierno panameño calcula que este año el crecimiento del paíos será del 5.8 %. La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) redujo en abril pasado su proyección sobre Panamá al 5.2 % desde el 5.9 % que estimaba en diciembre pasado.

“El crecimiento de Panamá se reparte entre 115 multimillonarios y no permea en la sociedad. El 95 % de la población indígena es pobre y los indígenas representan el 11 % del total”, apuntó López.

Según el Banco Mundial, el país centroamericano registró en 2014 un coeficiente de Gini del 0.57. Este indicador, entre 0 y 1, mide la desigualdad en los ingresos, siendo el 0 la perfecta igualdad (todos tienen los mismos ingresos) y el 1 la desigualdad absoluta (una persona tiene todos los ingresos y los demás ninguno).

Durante la marcha de este lunes, desarrolla en calma y sin incidentes, también se escucharon consignas a favor del derecho a huelga, la sindicalización de los trabajadores públicos y la igualdad salarial entre hombres y mujeres y en contra de las privatizaciones de servicios básicos como el agua y del “espolio” de la Caja del Seguro Social (CSS).

---
Que la información llegue a tus bases. Email Marketing Sindical ¡Consultanos hoy mismo! www.monagrillo.net

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.