Ir a…

CNTP al Día on YouTubeRSS Feed

  Temas de Hoy:

panama | # | fenasep | fsm | Venezuela | CNTP | ##corrupción | #wftu | conato | #USA

El negocio de los alquileres del Estado.


El Estado panameño, asigna a alquileres de edificios enfermos, una suma multimillonaria del presupuesto nacional y se presume que en ese negocio se esconde una trama de corrupción, porque no hay explicación para que el Estado gaste tanto dinero por tan prolongado tiempo, pudiendo generar ahorros diseñando y construyendo a su propio costo, edificios funcionales en donde puedan albergar a las distintas entidades del Estado.

Así en edificios privados de Plaza Edison, en donde todos los usuarios deben pagar altos costos de estacionamiento, que se los queda precisamente quien le alquila al Estado, para que funcionen allí cuatro ministerios desde hace casi veinte años con lo cual el Estado ha pagado en cuatro veces el valor del costo de esos edificios, además que la tierra que era propiedad de la CSS fue prácticamente regalada a los privados que se apropiaron de ese valioso Globo de terreno, por una bicoca, generando un duro golpe al patrimonio de la Seguridad Social y de los asegurados.

El MIVIOT, El Ministerio de Trabajo y Desarrollo Social, El Ministerio de Comercio e Industrias y el Ministerio de Desarrollo Social (MIDES) tienen sus sedes en esos edificios por lo cual el Estado paga una fortuna anual haciendo más rico a un connotado casero y menguando el patrimonio nacional.

El Ministerio Público también alquila casi todas sus instalaciones donde funcionan las diferentes fiscalías. Incluyendo la sede Central y el Edificio AVESA, un edificio enfermo y sin casi ningún mantenimiento.

El Órgano Judicial también arrienda muchas oficinas a privados, incluyendo las instalaciones del Sistema Penal Acusatorio en Plaza Ágora, en Plaza Edison, Edificio Dorchester y otros.

El Ministerio de Economía y Finanzas tiene sus sede en edificios alquilados en Vía España, La Dirección de Pasaporte, Migración, La Dirección de Tránsito y Transporte Terrestre, El IFARHU, ARAP, ASEP, ETESA y otras entidades todas han tenido su vida institucional en edificios alquilados, a altos costos, constituyendo un sangrado enorme al presupuesto y quienes nos han gobernado no han tenido la entereza de poder construir edificios propios, con servicios de guardería, estacionamiento adecuado, cafeterías y otros servicios adicionales para el bienestar de los contribuyentes y los servidores públicos de esas entidades.

Algún día vamos a saber toda la información que esconde un negociado espantoso y perverso que ha drenado miles de millones en alquileres, con lo cual hubiéramos podido construir toda una ciudad, no obstante, quienes han arrendado y quienes han propiciado esos contratos leoninos, han sacado grandes beneficios personales a costa de nuestra propia hacienda.

*¡Por un país decente y una patria para todos!*

¡Así de sencilla es la cosa!

*José Dídimo Escobar Samaniego*

Cédula: 7-84-41

Jueves 24 de mayo de 2018

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Central Nacional de Trabajadores de Panamá