Ir a…

CNTP al Día on YouTubeRSS Feed

  Temas de Hoy:

fsm | #USA | Venezuela | #eua | # | panama | #wftu | ##corrupción | conato | CNTP

Comisión investigadora sobre la invasión, un paso hacia la verdad y la justicia


El pasado 20 de julio de 2016 el gobierno nacional, mediante decreto sancionado el día anterior (Gaceta 28078-A), formalizó la Comisión 20 de Diciembre de 1989, cuyo mandato principal es establecer la identidad y cuantía de las víctimas de la última invasión del imperialismo yanqui contra Panamá. La comisión también tiene entre sus mandatos establecer la violación de derechos humanos y del derecho internacional cometido por las tropas norteamericanas durante la ocupación, que empezó el 20 de Diciembre de 1989 y se extendió hasta 1994.
Sin duda la instalación de esta comisión investigadora es una victoria de una dura lucha de 26 años del movimiento popular y anti-imperialista panameño, en particular de los familiares de las víctimas. Durante un cuarto de siglo, los familiares, activistas y organizaciones tuvieron que recurrir a la denuncia permanente, la movilización callejera, la realización de decenas de foros, debates y publicaciones para esclarecer la verdad de la invasión frente al velo de mentiras vertidas por los gobiernos y los medios de comunicación.
Hemos pasado de aquella nefasta expresión del entonces arzobispo McGrath pidiendo que recordáramos la invasión “como una liberación”, y de la calumnia ampliamente difundida de que los pocos muertos eran todos esbirros del dictador Noriega, a una comisión en cuyo decreto constitutivo empieza por recordar la Resolución 44/240 de las Naciones Unidas, del 29 de Diciembre de 1989, que condenó la invasión de Estados Unidos contra Panamá por ser violatoria del derecho internacional y de nuestra soberanía.
La comisión cumple el requisito de ser independiente del gobierno y quedó compuesta por: Juan Planells (rector de la USMA, que la preside), Maribel Jaén, Enrique Illueca, Rolando Murgas y Svetlana Jaramillo. Estas cinco personas trabajarán “ad honorem”, y con un presupuesto asignado por el gobierno, deberán organizar un equipo de especialistas, presididos por un secretario ejecutivo, para realizar la recolección de información y denuncias que se les mandata.
Tendrán un plazo de 2 años prorrogables para rendir su informe final.
El artículo 6 del decreto define las cinco funciones que se asigna a la comisión: 1. Establecer número e identidad de las víctimas de la invasión; 2. Establecer si hubo violaciones a los derechos humanos y al derecho internacional; 3. Evaluar la declaración del 20 de Diciembre como Día de Duelo Nacional; 4. Recomendar medidas de reparación y reivindicación; 5. Entregar un Informe Final.
Es importante comprender que la comisión no tendrá responsabilidades judiciales de ningún tipo, por ende, no le corresponde hacer imputaciones específicas contra nadie en particular. Sus investigaciones podrán ayudar a futuras demandas en tribunales nacionales o internacionales, pero a esta comisión no le corresponde juzgar, ni imputar.
Son momentos separados del proceso hacia la justicia que demandan las víctimas y sus familias.
Por supuesto que, la alegría que nos embarga a quienes hemos acompañado esta ardua lucha, no puede llevarnos a dejar descansar la investigación únicamente en la comisión, sino que debemos acompañar y estar vigilantes de que los mandatos de la misma se cumplan cabalmente. Veamos la “Comisión 20 de Diciembre de 1989” con expectativas positivas, pero no entreguemos un cheque en blanco, fiscalicemos su labor para que al final impere la verdad, la cual será un paso hacia la justicia y reparación.
Panamá, 24 de julio de 2016.

Por Olmedo Beluche

hqdefault invasion1

operationjustcause maxresdefault

Etiquetas: ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Central Nacional de Trabajadores de Panamá